Foto: Enrique Gómez

Este pasado lunes llegaba a la diócesis de Guadix la Cruz de Lampedusa, una Cruz hecha con maderas de una embarcación que naufragó en las costas de Lampedusa, en Italia, con inmigrantes a bordo y que tiene como objetivo remover conciencias ante el drama de la inmigración.

Una de las actividades que se han organizado con motivo de su presencia en nuestra ciudad fue en la plaza de las Palomas, donde se celebró en la tarde de ayer un Círculo de Silencio, para rezar en silencio por los migrantes y su situación. Varios miembros de la Corporación Municipal del Ayuntamiento de Guadix quisieron sumarse a esta celebración y participaron en un acto solemne donde la presencia de la Cruz es el mejor testimonio del sufrimiento de los migrantes.

Durante estos días la Cruz continuará recorriendo diversas colegios y parroquias de la diócesis de Guadix donde se celebrarán actos para rezar por los migrantes y por un mundo mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × cinco =